In Memoriam

Jose Azcarate, alias "don Monchis" was a key figure in the development of our tour to Mayapan and the village of Pixyah where he lived. When it came time to take people to the cenotes that the area is famous for he was there to help us travel through the cattle country, opening and closing gates and generally being our 'man on the ground' in the small town.

Besides helping us with our tourism adventures, he did odd jobs and chopped firewood to eke out a living for his family of five.

He had been complaining of a pain in his shoulder but no one thought much of it and when it was suggested he see a doctor, he shrugged it off. Turns out it was his heart, and on September 28th, in his hammock after watching his favorite novela, that heart finally gave out. He was not yet 50 years old. He leaves behind his wife, his children (all adults now) and sisters.

Don Monchis will be missed.

José Azcárate, alias "don Monchis" fue una persona clave cuando empezamos a organizar tours a Mayapán y Pixyah, el pueblo donde él vivía. Cuando llegamos con nuestros clientes a ver a los famosos cenotes de la zona, fue él quien nos ayudó con las rejas y aseguraba que todo estaba limpio y en general nos acompañaba. Era de alguna manera nuestro contacto local y con el paso del tiempo, se volvió amigo.

Además de ayudarnos con nuestros viajes, se dedicaba a trabajos eventuales y cortaba leña para vender. 

Se había estado quejando en las últimas semanas de un dolor en el pecho, pero como no parecía ser gran cosa, nosotros no le insistimos demasiado. Sólo le dijimos, al igual que su familia y sus parientes, que se vaya a checar con el doctor - lo cual significa un viaje de casi un dia entero a la población de Tecoh, único lugar con un centro de atención médica. Entre el viaje y la espera para una cita, don Monchis prefirió esperar para que se le pase. 

En la noche del 28 de septiembre, 2015, mientras veía su novela, el corazón de don Monchis paró. No había llegado ni a los sesenta años.

Descansa en paz, Monchis, te vamos a extrañar.